domingo, 2 de diciembre de 2007

Felisberto Hernández (1902-1964)


Me prestaron Nadie encendía las lámparas (Editorial Sudamericana, Buenos Aires, 1947) de este extraordinario escritor uruguayo. Hasta hace dos semanas, desconocía absolutamente todo de él, de lo contrario diría que su influencia fue decisiva en todo lo que intenté llevar adelante. Fui a una librería y me enteré de que sus obras completas estaban publicadas por Siglo XXI en tres tomos. Ya me compré el tercero, con el que pienso iniciar la cuenta regresiva.

ER

3 comentarios:

noesposible dijo...

Fenómeno. Tengo anotado por aquí que hay que leer la obra de cualquier escritor de atrás hacia delante, de ese modo puede ser más fácil conocer su propósito.
Esperar a que todo haya acabado.
También es verdad que, de esa manera, no podríamos leer a los contemporáneos. Y que ningún escritor tendría gloria en vida.

Eduardo Rezzano dijo...

Tengo gran avidez por leer a mis contemporáneos, pero la genialidad de los ya fallecidos (de algunos de ellos, que igualmente suman muchos) me siembra el camino de obstáculos. ¡Qué mezquino es el tiempo de los asalariados!

Anónimo dijo...

Les comento que las "Obras Completas" de Felisberto Hernandez, en 3 tomos estan disponibles en la web www.pabloameneiros.com que es la Distribuidora de Libros Pablo Ameneiros de Montevideo Uruguay.